Créditos con ASNEF: ¿Cómo acceder a un préstamo si estoy en el fichero de morosidad?

Desde luego, es lo que cada uno de nosotros no quiere. Estar en el fichero de ASNEF se traduce automáticamente como un cierre concatenado y definitivo de muchas puertas, sobre todo de las empresas que más necesitamos: entidades bancarias, compañías de telefonía fija, móvil e internet, así como las de servicios públicos de agua, electricidad o calefacción.

Estar en ASNEF es difícil, pero eso no significa que todas las puertas estén cerradas. Desde luego, optar a créditos con ASNEF es complicado en las instituciones bancarias tradicionales. Pero, esto no quiere decir que no se pueda conseguir un préstamo si estás en alguno de los ficheros de morosos, como RAI o el ya mencionado ASNEF.

¿Se pueden solicitar créditos con ASNEF?

Desde luego que puedes solicitar créditos con ASNEF. Pero, como ya hemos mencionado, no será a través de bancos, ya que estos no suelen ofrecer ninguna de sus líneas de financiamiento a personas que figuren en este registro de morosos.

En cambio, las empresas que otorgan microcréditos sí podrían considerar tu solicitud, ya que la legislación española no indica –bajo ninguna circunstancia- que no se le pueda tomar en cuenta la solicitud a las personas que requieran dinero pero que están en ASNEF.

Eso sí, debes tener claro que hay condiciones adicionales que deben tenerse para que tu crédito sea aprobado, y, además, para salir de ASNEF cuanto antes.

Lo que debes considerar si quieres créditos rápidos con ASNEF

En primer lugar, ninguna entidad de préstamos te otorgará dinero para que pagues una deuda contraída de un crédito anterior. Es lo que se denomina créditos encadenados. En cambio, este dinero debes utilizarlo para una deuda que nada tenga que ver con un crédito anterior, o para solventar una emergencia o una compra puntual.

En segundo lugar, debes saber que los montos de los préstamos para personas que están en ASNEF pocas veces superan los 500 euros. Esto variará mucho a sabiendas de que cobras por nómina, o tienes ingresos constantes producto de alguna pensión o el bono por desempleo.

En tercer lugar, y no menos importante, es bastante acertado el consejo de utilizar el dinero para invertir, para trabajar y emprender cualquier negocio viable en el corto plazo. No sólo te servirá para devolver el préstamo, sino también para generar ganancias.

Finalmente, debes tratar de saldar tu deuda cuanto antes para salir del fichero de ASNEF. Ya que tu nombre en esa base de datos siempre se traducirá en varias puertas cerradas en entidad